http://portalportuario.cl/wp-content/uploads/2016/12/logo-Portal-NEW9-01.png

Bolivia insiste que Chile “atropella” su comercio exterior en Antofagasta

antofagasta terminal internacional (10)La Cancillería boliviana afirmó que Chile desconoce las obligaciones establecidas en el Tratado de Paz y Límites de 1904 y los acuerdos posteriores, al asumir decisiones unilaterales administrativas en el Puerto de Antofagasta y enumeró 12 acciones que incumple de ese acuerdo bilateral.

“El Ministerio de Relaciones Exteriores de Chile pretende desconocer sus obligaciones en virtud del Tratado de 1904 y acuerdos posteriores, dado que de estos instrumentos si emanan obligaciones relativas a tarifas portuarias y servicios a la carga boliviana”, explicó la cancillería boliviana en un comunicado oficial citado por la Agencia ABI.

Bolivia aclara que esos aspectos “resultan medulares para garantizar el libre tránsito”, por tanto, deben ser acordados con Bolivia, “más aun considerando que la empresa que otorga esos servicios es privada y que opera bajo condiciones monopólicas en el puerto de Antofagasta”.

La Cancillería boliviana recuerda que el Tratado de 1904, en su artículo VII , establece que “la República de Chile, reconoce a favor de la de Bolivia y a perpetuidad, el más amplio y libre derecho de tránsito comercial por su territorio y puertos del Pacífico” y dice que “ambos gobiernos acordarán, en actos especiales, la reglamentación conveniente para asegurar, sin perjuicios para sus respectivos intereses fiscales, el propósito arriba expresado”.

Bolivia enumera que al menos 12 acciones violan ese acuerdo binacional y dice que la primera es la definición unilateral de tarifas para la carga boliviana en tránsito; además, que Chile prohíbe que el mineral boliviano se almacene a granel en el puerto, mientras la carga chilena goza de enormes espacios e infraestructura para el manejo de carga a granel.

Además, Bolivia reclama el pago por el uso de spreaders para contenedores de volteo, mientras que la carga chilena continua utilizando cintas para transportar la carga a granel; asimismo, reclama que Chile incumple la obligación de otorgar almacenamiento gratuito para carga de exportación en el puerto.

El gobierno boliviano cuestionó también que, de manera unilateral y con el fin de priorizar mineral chileno, ese país decidió que Bolivia no puede acopiar concentrados de zinc en instalaciones cercanas al puerto, desplazando la carga boliviana a 35 kilómetros, “lo que genera importantes costos de logística”.

“Chile incumple sus compromisos de no generar costos adicionales a los vigentes en 1998 por el traslado del acopio de mineral Boliviano a Portezuelo; pese a los compromisos de Chile, el lugar designado para el acopio del mineral boliviano no cuenta con la infraestructura necesaria para atender las necesidades de Bolivia, llegando a colapsar”, puntualizó la Cancillería boliviana.

El organismo reclamó que Chile impone gravámenes por mezcla de mineral en Portezuelo; y que deshabilita espacios de acopio en esa región, sin ninguna coordinación con Bolivia, “ocasionando que se disminuya el espacio disponible para la carga y demoras”.

La Cancillería observó también que los “recurrentes paros e interrupciones de servicio en el puerto”, ocasionan pérdidas económicas para el comercio boliviano.

“Chile asigna prioridad a las naves que transportan carga chilena en desmedro a la producción boliviana; e impone normas y medidas unilateralmente que afectan el derecho al libre tránsito de Bolivia incumpliendo lo establecido en el Artículo 6 del Tratado de 1904”, complementa el documento.

Según el reclamo de Bolivia, esas medidas unilaterales afectan el proceso de industrialización que vive el país.

“Bolivia se encuentra en un proceso de industrialización, que requiere de vías y puertos para su producción. Las condiciones ofrecidas por el Gobierno de Chile por sus puertos son insuficientes para soportar este desarrollo, en este sentido Bolivia requiere que Chile cumpla con su obligación de otorgar el más amplio y libre tránsito en puertos que no atenten contra la vida de las personas y la salud de nuestra madre tierra”, refrendó el documento.

En esa línea, rechaza los argumentos contenidos en el Comunicado del Ministerio de Relaciones Exteriores de Chile, emitido el 5 de junio, mediante el cual “pretende justificar los constantes atropellos e incumplimientos al Derecho Internacional y a los acuerdos bilaterales”, en desmedro del comercio exterior boliviano.

http://portalportuario.cl/wp-content/uploads/2015/10/banner_1.gif

http://portalportuario.cl/wp-content/uploads/2015/09/Banner-EPV-224x114.gif

http://portalportuario.cl/wp-content/uploads/2016/11/epi_nov.gif

http://portalportuario.cl/wp-content/uploads/2016/08/BANNER-ANTOFAGASTA.gif

http://portalportuario.cl/wp-content/uploads/2016/10/banner-puerto-arica.gif

http://portalportuario.cl/wp-content/uploads/2016/11/unnamed-1.png

http://portalportuario.cl/wp-content/uploads/2015/10/TCVAL.gif

http://portalportuario.cl/wp-content/uploads/2016/03/3_MODIFICADO.gif

http://portalportuario.cl/wp-content/uploads/2016/02/CocinamarBanner1-1.png

Bolivia insiste que Chile “atropella” su comercio exterior en Antofagasta

antofagasta terminal internacional (10)La Cancillería boliviana afirmó que Chile desconoce las obligaciones establecidas en el Tratado de Paz y Límites de 1904 y los acuerdos posteriores, al asumir decisiones unilaterales administrativas en el Puerto de Antofagasta y enumeró 12 acciones que incumple de ese acuerdo bilateral.

“El Ministerio de Relaciones Exteriores de Chile pretende desconocer sus obligaciones en virtud del Tratado de 1904 y acuerdos posteriores, dado que de estos instrumentos si emanan obligaciones relativas a tarifas portuarias y servicios a la carga boliviana”, explicó la cancillería boliviana en un comunicado oficial citado por la Agencia ABI.

Bolivia aclara que esos aspectos “resultan medulares para garantizar el libre tránsito”, por tanto, deben ser acordados con Bolivia, “más aun considerando que la empresa que otorga esos servicios es privada y que opera bajo condiciones monopólicas en el puerto de Antofagasta”.

La Cancillería boliviana recuerda que el Tratado de 1904, en su artículo VII , establece que “la República de Chile, reconoce a favor de la de Bolivia y a perpetuidad, el más amplio y libre derecho de tránsito comercial por su territorio y puertos del Pacífico” y dice que “ambos gobiernos acordarán, en actos especiales, la reglamentación conveniente para asegurar, sin perjuicios para sus respectivos intereses fiscales, el propósito arriba expresado”.

Bolivia enumera que al menos 12 acciones violan ese acuerdo binacional y dice que la primera es la definición unilateral de tarifas para la carga boliviana en tránsito; además, que Chile prohíbe que el mineral boliviano se almacene a granel en el puerto, mientras la carga chilena goza de enormes espacios e infraestructura para el manejo de carga a granel.

Además, Bolivia reclama el pago por el uso de spreaders para contenedores de volteo, mientras que la carga chilena continua utilizando cintas para transportar la carga a granel; asimismo, reclama que Chile incumple la obligación de otorgar almacenamiento gratuito para carga de exportación en el puerto.

El gobierno boliviano cuestionó también que, de manera unilateral y con el fin de priorizar mineral chileno, ese país decidió que Bolivia no puede acopiar concentrados de zinc en instalaciones cercanas al puerto, desplazando la carga boliviana a 35 kilómetros, “lo que genera importantes costos de logística”.

“Chile incumple sus compromisos de no generar costos adicionales a los vigentes en 1998 por el traslado del acopio de mineral Boliviano a Portezuelo; pese a los compromisos de Chile, el lugar designado para el acopio del mineral boliviano no cuenta con la infraestructura necesaria para atender las necesidades de Bolivia, llegando a colapsar”, puntualizó la Cancillería boliviana.

El organismo reclamó que Chile impone gravámenes por mezcla de mineral en Portezuelo; y que deshabilita espacios de acopio en esa región, sin ninguna coordinación con Bolivia, “ocasionando que se disminuya el espacio disponible para la carga y demoras”.

La Cancillería observó también que los “recurrentes paros e interrupciones de servicio en el puerto”, ocasionan pérdidas económicas para el comercio boliviano.

“Chile asigna prioridad a las naves que transportan carga chilena en desmedro a la producción boliviana; e impone normas y medidas unilateralmente que afectan el derecho al libre tránsito de Bolivia incumpliendo lo establecido en el Artículo 6 del Tratado de 1904”, complementa el documento.

Según el reclamo de Bolivia, esas medidas unilaterales afectan el proceso de industrialización que vive el país.

“Bolivia se encuentra en un proceso de industrialización, que requiere de vías y puertos para su producción. Las condiciones ofrecidas por el Gobierno de Chile por sus puertos son insuficientes para soportar este desarrollo, en este sentido Bolivia requiere que Chile cumpla con su obligación de otorgar el más amplio y libre tránsito en puertos que no atenten contra la vida de las personas y la salud de nuestra madre tierra”, refrendó el documento.

En esa línea, rechaza los argumentos contenidos en el Comunicado del Ministerio de Relaciones Exteriores de Chile, emitido el 5 de junio, mediante el cual “pretende justificar los constantes atropellos e incumplimientos al Derecho Internacional y a los acuerdos bilaterales”, en desmedro del comercio exterior boliviano.