https://portalportuario.cl/wp-content/uploads/2017/02/PP-head-centrado.jpg

https://portalportuario.cl/wp-content/uploads/2017/02/PP-head-centrado2.jpg

 
 

TCVAL deberá generar compensaciones patrimoniales por expansión del T2

Nuevo Terminal 2 TCVALTerminal Cerros de Valparaíso (TCVAL) deberá generar una serie de compensaciones debido a los efectos permanentes que producirá su proyecto de expansión del T2 en la fisonomía urbana del borde costero de la ciudad y en las áreas colindantes que están protegidas por su Valor Universal. Dicho diagnóstico se desprende del Estudio de Impacto Patrimonial desarrollado por el consultor colombiano Juan Luis Isaza por encargo del Estado de Chile a través de la Dibam. 

Según el experto, en el estudio de 140 páginas, se concluyó que “no es un impacto menor, es un impacto que tiene unas consecuencias grandes, es permanente, por lo menos hasta el año 45 estaría esa infraestructura portuaria allí y frente a las medidas o más que las medidas ese impacto que puede causar es permanente frente al sitio de patrimonio mundial”. 

Isaza también comentó que  tanto el Terminal 2 como el proyecto Puerto Barón, que supone la apertura del Borde Costero en el sector norte de la comuna de Valparaíso, están fuera de la zona de Patrimonio Mundial y su área de amortiguamiento. No obstante, la expansión portuaria generaría impactos irreversibles, mientras que el paseo costero y comercial no tendría mayores efectos sobre los sectores patriomoniales. 

“No hay que pensar, no hay que interpretar, no hay que asumir, como se viene asumiendo en  Valparaíso, que la totalidad de la  ciudad es Patrimonio Mundial y que otra cantidad de componentes son Patrimonio Mundial, es una área perfectamente restringida, perfectamente delimitada, con unos componentes perfectamente establecidos, con unos criterios claramente definidos. Entonces, frente a ese expediente y a lo que ustedes propusieron surge lo que se llama un valor universal excepcional. Analizado el proyecto del Terminal Cerros de Valparaíso, el impacto sobre ese valor universal excepcional es alto, permanente e irreversible”, señaló el experto.

“De igual manera, analizado el proyecto de Puerto Barón frente a ese valor universal excepcional, en esa área y a esos criterios, el impacto es prácticamente nulo”, añadió. 

Isaza aprovechó la entrega de este informe para criticar el estado “calamitoso” en que se encuentran las áreas protegidas como Patrimonio de la Humanidad.

“El asunto más allá de estos dos proyectos en cuestión es que la situación del área histórica de la ciudad puerto de Valparaíso está en un muy lamentable estado de conservación y en algunos lugares llega a ser calamitoso. Basta caminar por la ciudad, basta caminar por las calles que conforman esa área patrimonial y su zona de amortiguamiento para darse cuenta del estado ruinoso de muchísimas edificaciones, el estado avanzado de deterioro, el vandalismo generalizado que hay y una evidente falta de gestión”, sentenció el arquitecto colombiano. 

Gabriel Aldoney: “La discusión no puede ser eterna”

PRESENTACION INFORME - PORTAL PORTUARIO

Gabriel Aldoney y el consultor Juan Luis Isaza presentan el informe. Foto: Portal Portuario

Por su parte, el intendente de la Región de Valparaíso, Gabriel Aldoney, precisó que “la observación que hace el Estudio de Impacto Patrimonial es fundamentalmente en relación a la vistas y por lo tanto lo que se plantea allí de que el daño que se genera desde el punto de vista patrimonial pueda ser compensado. En ese sentido, tengo entendido que la empresa portuaria (EPV) y TCVAL están elaborando iniciativas, que son de conocimiento del consultor, quien ha dicho que están en un plano muy incipiente y son temas que se van a tener que resolver”.

La autoridad regional señaló que el debate en torno a los proyectos en el borde costero no pueden ser eternos, más aún considerando la realidad económica de la zona.

“Insisto en que estás cosas tienen el límite de lo actual, ya que no puede ser posible que sea una cuestión que se dilate eternamente. Valparaíso necesita desde el punto de vista portuario mantener su competitividad, ustedes ven que Valparaíso frente a San Antonio ha perdido relevancia e importancia respecto a su condición portuaria, Valparaíso es una ciudad que necesita proyectos de inversión, necesitamos generar actividad económica para superar los problemas de pobreza, pero naturalmente que este desarrollo tenemos que hacerlo dentro de un marco que sea sustentable y que en el ámbito patrimonial permita precisamente que Valparaíso pueda con el tiempo transformar el patrimonio en un elemento clave de su desarrollo”, comentó Aldoney.

Participación ciudadana

Respecto de las voces en contra a las iniciativas en el borde costero, Aldoney comentó que es partidario de abrir la discusión ciudadana, ya que en su rol debe generar dichos espacios, sin embargo recalcó no puede “eternizarse” el debate.

PRESENTACION INFORME - PORTAL PORTUARIO“Muchas veces lo he dicho, hagamos un plebiscito y preguntemos a la gente si está de acuerdo. Se podrán tener dudas respecto acerca de si su diseño (Mall Barón  – Terminal 2) es el adecuado, si se cumple con el objetivo que se cree se puede dar al borde costero, es una discusión en la cual cada uno puede tener su opinión y yo creo que es positivo y sano que en una sociedad como la nuestra se de esa discusión”, puntualizó.

“La discusión se ha dado hace mucho tiempo, no puede ser eterna. Valparaíso lleva 15 años con este proyecto, entonces hay un momento en que alguien debe tomar una decisión, yo no soy la autoridad que tiene que tomarla, porque no está en mis atribuciones, mi atribución es generar ambiente para generar una discusión adecuada y para que los proyectos se orienten bien, no está en mis manos decir que este proyecto tiene que ser A, B o C”, subrayó la autoridad.

Aldoney recalcó que “yo no voy restarme a limitar los espacios y en ese sentido la opinión pública tiene el derecho y el deber de opinar al respecto”.

Pérdida de la condición patrimonial

Al respecto, Gabriel Aldoney fue enfatico en señalar que  “si es que nosotros no somos capaces de hacer una gestión adecuada del área patrimonial el riesgo – de perder la categoría de patrimonio – existe y lo que plantea el estudio es que se genere una instancia autónoma, que puede ser una fundación, una corporación que tenga recursos propios, que sea participativa, que sea representativa de todos los sectores de la ciudadanía, para que se haga responsable de la gestión del patrimonio”.

“Lo que dice el informe que cuando Valparaíso fue presentado a la Unesco para que se reconociera esta área como patrimonial, el gobierno dio a conocer la existencia de una actividad portuaria en ese sector y de los planes que se tenían respecto del sector y segundo reconoce claramente que Valparaíso es una ciudad portuaria y patrimonial, por lo tanto el reto que hay de por medio es buscar un equilibrio”, finalizó.

https://portalportuario.cl/wp-content/uploads/2017/07/bannerSanAntonio760x100_v3.gif

 

TCVAL deberá generar compensaciones patrimoniales por expansión del T2

Nuevo Terminal 2 TCVALTerminal Cerros de Valparaíso (TCVAL) deberá generar una serie de compensaciones debido a los efectos permanentes que producirá su proyecto de expansión del T2 en la fisonomía urbana del borde costero de la ciudad y en las áreas colindantes que están protegidas por su Valor Universal. Dicho diagnóstico se desprende del Estudio de Impacto Patrimonial desarrollado por el consultor colombiano Juan Luis Isaza por encargo del Estado de Chile a través de la Dibam. 

Según el experto, en el estudio de 140 páginas, se concluyó que “no es un impacto menor, es un impacto que tiene unas consecuencias grandes, es permanente, por lo menos hasta el año 45 estaría esa infraestructura portuaria allí y frente a las medidas o más que las medidas ese impacto que puede causar es permanente frente al sitio de patrimonio mundial”. 

Isaza también comentó que  tanto el Terminal 2 como el proyecto Puerto Barón, que supone la apertura del Borde Costero en el sector norte de la comuna de Valparaíso, están fuera de la zona de Patrimonio Mundial y su área de amortiguamiento. No obstante, la expansión portuaria generaría impactos irreversibles, mientras que el paseo costero y comercial no tendría mayores efectos sobre los sectores patriomoniales. 

“No hay que pensar, no hay que interpretar, no hay que asumir, como se viene asumiendo en  Valparaíso, que la totalidad de la  ciudad es Patrimonio Mundial y que otra cantidad de componentes son Patrimonio Mundial, es una área perfectamente restringida, perfectamente delimitada, con unos componentes perfectamente establecidos, con unos criterios claramente definidos. Entonces, frente a ese expediente y a lo que ustedes propusieron surge lo que se llama un valor universal excepcional. Analizado el proyecto del Terminal Cerros de Valparaíso, el impacto sobre ese valor universal excepcional es alto, permanente e irreversible”, señaló el experto.

“De igual manera, analizado el proyecto de Puerto Barón frente a ese valor universal excepcional, en esa área y a esos criterios, el impacto es prácticamente nulo”, añadió. 

Isaza aprovechó la entrega de este informe para criticar el estado “calamitoso” en que se encuentran las áreas protegidas como Patrimonio de la Humanidad.

“El asunto más allá de estos dos proyectos en cuestión es que la situación del área histórica de la ciudad puerto de Valparaíso está en un muy lamentable estado de conservación y en algunos lugares llega a ser calamitoso. Basta caminar por la ciudad, basta caminar por las calles que conforman esa área patrimonial y su zona de amortiguamiento para darse cuenta del estado ruinoso de muchísimas edificaciones, el estado avanzado de deterioro, el vandalismo generalizado que hay y una evidente falta de gestión”, sentenció el arquitecto colombiano. 

Gabriel Aldoney: “La discusión no puede ser eterna”

PRESENTACION INFORME - PORTAL PORTUARIO

Gabriel Aldoney y el consultor Juan Luis Isaza presentan el informe. Foto: Portal Portuario

Por su parte, el intendente de la Región de Valparaíso, Gabriel Aldoney, precisó que “la observación que hace el Estudio de Impacto Patrimonial es fundamentalmente en relación a la vistas y por lo tanto lo que se plantea allí de que el daño que se genera desde el punto de vista patrimonial pueda ser compensado. En ese sentido, tengo entendido que la empresa portuaria (EPV) y TCVAL están elaborando iniciativas, que son de conocimiento del consultor, quien ha dicho que están en un plano muy incipiente y son temas que se van a tener que resolver”.

La autoridad regional señaló que el debate en torno a los proyectos en el borde costero no pueden ser eternos, más aún considerando la realidad económica de la zona.

“Insisto en que estás cosas tienen el límite de lo actual, ya que no puede ser posible que sea una cuestión que se dilate eternamente. Valparaíso necesita desde el punto de vista portuario mantener su competitividad, ustedes ven que Valparaíso frente a San Antonio ha perdido relevancia e importancia respecto a su condición portuaria, Valparaíso es una ciudad que necesita proyectos de inversión, necesitamos generar actividad económica para superar los problemas de pobreza, pero naturalmente que este desarrollo tenemos que hacerlo dentro de un marco que sea sustentable y que en el ámbito patrimonial permita precisamente que Valparaíso pueda con el tiempo transformar el patrimonio en un elemento clave de su desarrollo”, comentó Aldoney.

Participación ciudadana

Respecto de las voces en contra a las iniciativas en el borde costero, Aldoney comentó que es partidario de abrir la discusión ciudadana, ya que en su rol debe generar dichos espacios, sin embargo recalcó no puede “eternizarse” el debate.

PRESENTACION INFORME - PORTAL PORTUARIO“Muchas veces lo he dicho, hagamos un plebiscito y preguntemos a la gente si está de acuerdo. Se podrán tener dudas respecto acerca de si su diseño (Mall Barón  – Terminal 2) es el adecuado, si se cumple con el objetivo que se cree se puede dar al borde costero, es una discusión en la cual cada uno puede tener su opinión y yo creo que es positivo y sano que en una sociedad como la nuestra se de esa discusión”, puntualizó.

“La discusión se ha dado hace mucho tiempo, no puede ser eterna. Valparaíso lleva 15 años con este proyecto, entonces hay un momento en que alguien debe tomar una decisión, yo no soy la autoridad que tiene que tomarla, porque no está en mis atribuciones, mi atribución es generar ambiente para generar una discusión adecuada y para que los proyectos se orienten bien, no está en mis manos decir que este proyecto tiene que ser A, B o C”, subrayó la autoridad.

Aldoney recalcó que “yo no voy restarme a limitar los espacios y en ese sentido la opinión pública tiene el derecho y el deber de opinar al respecto”.

Pérdida de la condición patrimonial

Al respecto, Gabriel Aldoney fue enfatico en señalar que  “si es que nosotros no somos capaces de hacer una gestión adecuada del área patrimonial el riesgo – de perder la categoría de patrimonio – existe y lo que plantea el estudio es que se genere una instancia autónoma, que puede ser una fundación, una corporación que tenga recursos propios, que sea participativa, que sea representativa de todos los sectores de la ciudadanía, para que se haga responsable de la gestión del patrimonio”.

“Lo que dice el informe que cuando Valparaíso fue presentado a la Unesco para que se reconociera esta área como patrimonial, el gobierno dio a conocer la existencia de una actividad portuaria en ese sector y de los planes que se tenían respecto del sector y segundo reconoce claramente que Valparaíso es una ciudad portuaria y patrimonial, por lo tanto el reto que hay de por medio es buscar un equilibrio”, finalizó.

https://portalportuario.cl/wp-content/uploads/2017/07/bannerSanAntonio760x100_v3.gif
Galerías y videos portuarios

Galerías y videos portuarios