Brasil pone en marcha la “operación Radar” para movilizar granos a los puertos del arco norte ¿Encontraste un error? Avísanos

Por Redacción PortalPortuario.cl

@PortalPortuario


Brasil inició la “operación Radar”. La medida es una estrategia para garantizar el tránsito de granos que salen del Estado de Mato Grosso a los puertos del Arco Norte por la vía BR-163/PA.

La coordinación incluye la activación de una fuerza de tarea con personal de los ministerios de Infraestructura, Justicia y Seguridad Pública, Agricultura y Defensa.

El ministro de Infraestructura de Brasil, Tarcísio Gomes de Freitas, señaló que “organizamos esta gran operación para evitar la formación de filas y permitir que el flujo llegue tranquilamente a los puertos del arco norte”.

La medida, que se extiende hasta mayo de 2019, aborda una serie de puntos críticos en trechos de la carretera, lo que implica la movilización de 900 personas de equipos de la Departamento Nacional de Infraestructura de Transporte, del Ejército, policías y otros organismos fiscalizadores.  Junto con esto, se despliegan unos 40 vehículos y habilitación de señaléticas.

La fuerza de tarea fue creada en 2017 para garantizar el tránsito de soja de Mato Grosso que se traslada vía carretera a los puertos del arco norte de Brasil por medio de la BR-163 en el Estado de Pará, ruta que presenta 51 kilómetros sin asfalto.

Según se informó las cuadrillas recorren la vía para verficar que no haya incidentes y que los camiones transiten sin dificultad. De igual manera, los equipos se coordinan con los agentes de tránsito de cada municipio, a fin de alternar el sentido de las pistas de la vía en caso, por ejemplo, de accidentes ante los cuales se responde entregando kits de alimentos y agua a los camioneros ante la eventualidad de quedar por mucho tiempo detenidos en el camino.

La operación incluye reportes diarios que se entregan vía electrónica a los usuarios de la ruta en la web www.br163pa.com y por medio de la aplicación Waze.

El Ministerio de Infraestructura de Brasil tiene como meta en este periodo lograr la pavimentación del segmento entre el límite del Estado de Mato Grosso hasta Santarém, en Pará, lo cual tendría un costo de 2,55 billones de reales.

La safra que comenzó en diciembre y se prolonga hasta mayo será una de las más altas de la historia de Brasil con una proyección de 237,3 millones de toneladas y un aumento de 4,2% frente al ciclo aanterior, aunque podría ser aún mayor, superando el máximo histórico de 2016/2017 que fue de 237,6 millones de toneladas.

La Companhia Nacional de Abastecimento de Brasil proyectó que la soya deberá alcanzar 118,8 millones de toneladas y el maíz de primera safra, totalizaría 27,5 millones de toneladas.