Gerentes de TCVAL y EPV expresan satisfacción por aprobación al T2 en Comisión de Evaluación Ambiental ¿Encontraste un error? Avísanos

Por Joan Hidalgo Torramorell

@PortalPortuario


Los gerentes generales de Terminal Cerros de Valparaíso, Álvaro Espinosa, y de la Empresa Portuaria Valparaíso, Gonzalo Davagnino, mostraron su satisfacción por la aprobación por parte del Comité de Evaluación Ambiental del proyecto de expansión del T2.

Espinosa, luego de la votación realizada en la Intendencia Regional de Valparaíso, aseguró que se trataba de un trámite de “vida o muerte” para la iniciativa de 500 millones de dólares con la cual se duplicará la capacidad de transferencia de carga del complejo portuario de la capital porteña.

“Era un paso de los más importantes en términos de poder concretar este proyecto, este era vida o muerte, así aque una tremenda satisfacción por este apoyo unánime y también con haber elminado ciertas cosas que le generaban cierta incertidumbre, así que muy contentos con el resultado”, dijo Espinosa.

El ejecutivo añadió que lo que sigue ahora es que la empresa concesionaria del Terminal 2 sea notificada de la Resolución de Calificación Ambiental para, luego, iniciar el proyecto que generará un nuevo frente de atraque de 785 metros de extensión entre el espigón y la calle Edwards en línea paralela a la avenida Errázuriz.

Espinosa detalló trabas que fueron eliminadas y que le dan mayor viabilidad a la iniciativa ahora cargo de inversionistas australianos aglutinados en el fondo IFM Investors.

“Ofrecimos desarrollar un plan maestro para todo el borde costero de Valparaíso, pero diseñarlo, justamente, no podíamos abarcar más porque el resultado de las obras son inciertas, quizás podía hacer algo que pudiera hacer inviable al proyecto. Lo mismo pasaba con el plan de protección patrimonial conocido como 10+4 que también ofrecimos todo un plan de cómo proteger los edificios para que cada comunidad lo ejecute y el tercer punto era el tema de las exigencias del monitoreo del patrimonio cultural subacuático que hacía más dificultuosa la etapa de construcción, particularmente, el dragado y después la etapa de operación -como estaban las medidas- nos exigían estar parando cada cierto tiempo y en el ámbito marítimo a un cliente uno no le puede decir: ‘te ofrezco el servicio esta semana y la otra no’… No nos habrían contratado, ningún cliente se habría venido, entonces es muy importante que hayamos logrado modificar esas exigencias y, sobre todo, indicar que esas exigencias no venían del órgano competente que es el Consejo de Monumentos Nacionales”, explicó Espinosa.

Preocupados

Gonzalo Davagnino, por su lado, reconoció que había preocupación en la estatal portuaria por un eventual rechazo de la iniciativa a cuatro años de iniciada su tramitación ambiental.

“Estábamos bastante preocupados porque todas estas consideraciones o robustecimientos que se consideraban en el informe consolidado.  Sin duda que ponían en peligro no solamente el proyecto TCVAL sino que cualquier proyecto que se trataba de desarrollar en ese sector, así que contentos y felices porque esto es un resultado muy positivo, hoy día vemos que hay una revisión completa de parte de la comisión y la comisión en pleno con una votación total aprueba este proyecto y la verdad que a nosotros no solamente nos alegra, sino que también nos pone muy atentos porque creemos que Valparaíso va a recuperar ese tiempo que hemos perdido estos últimos cuatro años en términos de empezar a construir ya rápidamente, ojalá que en muy corto plazo, podamos tener la construcción del Terminal 2 y así poder ser una gran posibilidad de oferta para la infraestructura portuaria de nuestro país”, sostuvo.

“Ahora se viene todo lo que es el desarrollo de la infraestructura necesaria para poder recibir estos 12 millones de toneladas adicionales y generar infraestructura nueva significa una nueva accesibilidad, mejorar la accesibilidad en el ingreso del Terminal 1 como también en el Terminal 2, soterrando los camiones en el sector del muelle Prat y también de esa manera ampliar la gestión portuaria en Valaparaíso”, agregó.

Pese a esta aprobación, cabe consignar, el proyecto del Terminal 2 podría ser judicializado por sus detractores o bien terminar siendo zanjado en el Comité de Ministros en Santiago. De no verse entrampada, la iniciativa privada podría iniciar su fase constructiva al recibir la RCA y ser inaugurada en tres años.


Galerías y vídeos portuarios