HR Wallingford hará modelado físico en 2D y 3D del rompeolas de PGE de San Antonio ¿Encontraste un error? Avísanos

Por Redacción PortalPortuario.cl

@PortalPortuario


HR Wallingford dio a conocer que emprenderá los estudios de modelado físico en 2D y 3D para el rompeolas que forma parte del proyecto de  Puerto de Gran Escala de San Antonio. 

La iniciativa, que constituye una promesa de los Gobiernos de Sebastián Piñera (2010-2014) y de Michelle Bachelet (2014-2018), ha mantenido a la Empresa Portuaria San Antonio (EPSA) realizando una serie de análisis para, finalmente, edificar el puerto exterior que, hecho por fases, tendrá un costo de 3.4 mil millones de dólares.

El rompeolas es parte de la primera etapa e implica una sección perpendicular a la línea de costa de apróximadamente 1,5 kilómetros y un molo de 2,4 kilómetros.

Concluido, el rompeolas tendrá 3,9 kilómetros de extensión y será el segundo más largo de América Latina, secundando al del nuevo Puerto de Veracruz; en México, que tiene 4,5 kilómetros de extensión. 

Daniel Roth, gerente de Puerto de Gran Escala de la Empresa Portuaria San Antonio, dijo que “este es un importante proyecto de infraestructura para Chile, y estamos encantados de trabajar con HR Wallingford, tanto por su experiencia en rompeolas como de trabajos en Chile, lo que será de particular beneficio al proyecto. Los estudios físicos nos permitirán examinar fenómenos que requieren un análisis más detallado en un modelo físico de escala reducida y que el modelado por computadora no puede representa con el mismo nivel de presición”.

“El resultado de este estudio nos permitirá confirmar la idoneidad del diseo básico, investigar con un mayor nivel de detalle y lograr la optimización del proyecto con el objetivo de perfeccionar nuestro proyecto en términos de costos, plazos y diseño antes de la construcción”, añadió.

José Gallardo, ingeniero sénior de PRDW, agregó que “con más de 3,9 km de longitud, este será el rompeolas más grande jamás planeado para Chile. La ubicación del rompeolas hace que las condiciones ambientales sean particularmente desafiantes”.

HR Wallingford detalló que está llevando a cabo los trabajos en asociación con el Instituto Nacional de Hidráulica con pruebas que se ejecutan, tanto en el Reino Unido como en el laboratorio del INH en Peñaflor.

Maria di Leo, Group Manager  del área de Estructuras Costeras de HR Wallingford, explicó que “los estudios que llevaremos a cabo incluyen el modelado en 2D y 3D para probar la estabilidad del rompeolas y la operabilidad del puerto”.

Di Leo detalló que los estudios en 2D, que se focalizarán en el enrocado, tamaño y profundidad del pie del muro, elevación de la cresta y de la corona, mientras que las pruebas 3D modelarán todo el puerto, las áreas adyacentes, incluyendo una parte de la entrada del puerto. El modelo se hará en una cuenca de 75 metros de largo y 32 de ancho con el objetivo de ver los efectos de la agitación de las olas, el movimiento del barco y los efectos tridimencionales inducidos por las olas que pudieran afectar a la estructura.

“Los estudios que se desarrollarán incluyen el modelado en 2D y 3D para probar la estabilidad del rompeolas y la operabilidad del puerto. Las pruebas 2D se centrarán en cuatro secciones del rompeolas y se utilizarán para optimizar el diseño. Para las pruebas 3D, se modelará todo el puerto y los tramos adyacentes de la costa, incluida una parte del canal en la entrada del puerto y se medirá la agitación de las olas y el movimiento de las naves”, dijo Di Leo.

El estudio detallado de ingeniería ha sido adjudicado a la empresa española Sener Ingeniería y Sistemas Chile que ha participado en la construcción de la Terminal Marítima de Costa Cruceros en el Puerto de Barcelona. 

Finalizados los estudios, la Empresa Portuaria San Antonio espera licitar la construcción del rompeolas, cuyas obras se iniciarían en 2020, por lo que el primer terminal del PGE podría iniciar sus operaciones en 2026 o 2027, mientras que la totalidad del proyecto se completaría en 2038 o 2040, dando a San Antonio la capacidad de mover 6 millones de TEUs adicionales que se añadirían a las 3 millones actuales.

La construcción del nuevo rompeolas, en esa línea, es necesaria para albergar a los terminales, implicaría una primera sección perpendicular a la costa, de aproximadamente 1,5 km de longitud, seguida de otra sección de aproximadamente 2,4 km de longitud paralela a la costa.

El nuevo Puerto Exterior se ubicaría al sur del puerto actual, especializándose en la transferencia de contendedores. Su diseño contempla la construcción de dos terminales con una longitud de 1,73 km cada uno permitiendo el atraque simultáneo de cuatro portacontenedores clase E con un área de respaldo suficiente para operar hasta 3 millones de TEU anualmente.

El diseño, a su vez, incluye un canal de acceso y el dragado de la poza común y el puerto interior para garantizar el ingreso de las naves, incluso en condiciones climáticas muy desfavorables.

Cabe consignar que en noviembre de 2017, Puerto San Antonio dio a conocer que Sener Ingeniería y Sistemas y HR Wallingford se adjudicaron los los estudios de “Ingeniería de Optimización e Ingeniería de Detalle de las Obras de Abrigo, Dragado y Obras Complementarias del Puerto de Gran Escala” y el “Modelo Físico a escala reducida del Puerto de Gran Escala” respectivamente.

“Sabemos que contamos con el respaldo de dos de las empresas más importantes y de más experiencia en el mundo para este tipo de estudios. Confiamos en que los resultados nos permitirán seguir desarrollando una obra de infraestructura portuaria de clase mundial”, enfatizó Daniel Roth.


Galerías y vídeos portuarios