Maersk Container Industry anuncia despacho de primeros containers refrigerados de su fábrica en Chile

 

DCIM100GOPROG0050901.

La Maersk Container Industry San Antonio (MCIS), una unidad de negocios independiente del Grupo Maersk, anunció que, este jueves, dio inicio formal de la producción de sus primeros contenedores refrigerados y máquinas de refrigeración Star Cool desde su  fábrica ubicada en el sector de Malvilla, en la Provincia de San Antonio, zona sur de la Región de Valparaíso. 

“Justo en el lugar clave para los exportadores de frutas y donde está la demanda, hemos instalado esta fábrica de contenedores refrigerados, la única de su tipo en el continente. Por primera vez, los exportadores locales podrán ver los contenedores salir directamente desde la fábrica hasta sus centros productivos. Disponer de contenedores en Chile para las líneas navieras, exportadores de fruta y compañías de leasing, entre otras, implicará un beneficio financiero de miles de dólares por contenedor y millones para la industria en total”, señaló Stig Hoffmeyer, director general de MCI.

Anualmente, en Chile se requieren más de 100.000 contenedores refrigerados para atender a los grandes exportadores. Si se considera a Colombia, Ecuador y Perú, esta demanda asciende a unos 300.000 contenedores reefer, según datos Seabury, firma experta en transporte y embarques internacionales. Hasta ahora, China era el único país con producción de contenedores reefer.

reefer alzado 2“Nuestra fábrica de MCI ubicada en San Antonio implicó una inversión estratégica de USD $200 millones. Durante los próximos años iremos aumentando gradualmente la producción hasta 25.000 contenedores anuales, priorizando altos estándares de calidad y de seguridad. La fábrica está diseñada para una producción potencial de 40.000 reefers hacia el 2020 “, añadió.

Para los agricultores locales, el acceso a esta tecnología posibilita una cobertura de mercado más amplia y puede transformarse en un catalizador para exportaciones de verduras y frutas frescas desde la región. La tecnología Star Cool no solo es capaz de mantener la carga refrigerada con el menor consumo de energía, sino que el sistema de “atmósfera controlada” también permite el transporte de frutas y vegetales en tramos muy prolongados, como en el caso de plátanos, paltas, mangos y espárragos, entre otros.

“Aplicaremos nuestras avanzadas soluciones de refrigeración a las necesidades de carga específicas de la industria frutícola local. Estamos pensando a largo plazo y nuestros 1.000 empleados están plenamente comprometidos para asegurar una producción de primer nivel, permanentemente”, indicó Stig Hoffmeyer.

La primera producción de prueba de contenedores reefer de 40 pies -bajo estándar ISO- se entregó con éxito durante el tercer trimestre de 2015 a Maersk Line y CMA CGM. Poco después, ambas compañías navieras hicieron nuevos pedidos. Para potenciar aún más esta nueva propuesta de valor, Maersk Line aseguró un volumen mensual fijo de requerimientos a MCI para agilizar y responder con mayor rapidez a la demanda en la región.

“MCI es un proveedor estratégico para Maersk Line. La producción de contenedores reefer Star Cool en Chile significa que podemos emplearlos de inmediato en vez de realizar un viaje de reubicación con ellos vacíos. Nos ayudará a crear nuevas oportunidades de negocios en la Costa Oeste de Sudamérica”, sostuvo Søren Toft, gerente de Operaciones de Maersk Line.

Galerías y vídeos portuarios