Obras de megapuerto de APM Terminals en Costa Rica alcanzan 27% de avance

APM TERMINALS Moin1

Las obras del megapuerto de Moín, en la provincia costarricense de Limón, llevan un 27% de avance. Este complejo portuario, concesionado por APM Terminals,  considera la construcción de una isla artificial sobre la cual se edificará un patio de contenedores de 40 hectáreas y un muelle de 650 metros de largo en su primera etapa que debiera iniciar operaciones en 2018. 

Los trabajos fueron visitados por el presidente de Costa Rica, Luis Guillermo Solís, el Ministro de Obras Públicas y Transportes, Carlos Villalta Villegas, entre otras autoridades locales. 

En la visita por la isla artificial se constató que  ya se han dragado 3.7 millones de metros cúbicos de material y se ha hecho emerger 10 hectáreas de tierra equivalente a 20 canchas de fútbol.

Sólo en la primera etapa (la obra se desarrollará en 3 fases) se han invertido en obra civil ¢159,937 millones del total de ¢621,683 millones ($ 1.000 millones) que requerirá la construcción de la terminal (ver cuadro con etapas de obra, equipamiento e inversión).

“Hace un año vinimos acá para el arranque de la obras de la Terminal de Contenedores de Moín. Hoy constatamos como la construcción avanza y logra encadenar otros proyectos y emprendimientos en Limón. Esta Administración está comprometida con dotar a Costa Rica de la infraestructura que requiere”, dijo el presidente Solis.

“Es una necesidad que se ha postergado por años y acumularon obras de infraestructura con escaso o nulo mantenimiento, o que no crecieron con la velocidad que el país urgía y hoy pagamos el costo de ello. Esta situación la estamos cambiando y un ejemplo es la TCM, cuyo concesionario cumplió trámites, permisos y mantiene una coordinación efectiva con las instituciones públicas para la supervisión del proyecto, además de fortalecer alianzas que benefician generando empleo y bienestar para Limón”, concluyó el mandatario.Cruceros Puerto Limón

Para accesar al nuevo muelle, el Gobierno de Costa Rica informó que promueve la contratación directa de una empresa o consorcio que construya la vía de acceso definitivo a la nueva Terminal de Contenedores de Moín (TCM). Esta empresa deberá encargarse del diseño y construcción de la obra que permita tener una conexión de la Ruta Nacional 32 con la vía cantonal y la terminal de contenedores.

Para la fase constructiva de la terminal, el MOPT y el CONAVI habilitaron un acceso provisional a dos vías, con acabado en lastre, esta ruta de dos carriles pasará a 4 carriles y deberá estar debidamente asfaltada y señalizada, ello en dos etapas. Los primeros dos carriles al 31 de julio del 2017, antes de la entrada en operación del primer puesto de atraque de la nueva terminal, previsto para setiembre de 2017.

Otros dos carriles (para un total de cuatro) deberán estar construidos asfaltados, señalizados y en servicio al 30 de noviembre del 2017, un mes antes de que empiece a operar el segundo puesto de atraque de la TCM (enero de 2018).

Se trata de una carretera de aproximadamente 2,1 km de longitud. La primera sección es una vía a nivel. Posteriormente será un viaducto que pasará a 6 m de altura sobre la línea férrea y el Río Moín, para posteriormente entroncar con la terminal de contenedores y la ruta cantonal. Incluye la construcción de aceras y ciclovía, así como el mantenimiento de los pasos de fauna construidos en la primera etapa.

La inversión en la ruta de acceso 257 tiene un costo de $78 millones, dinero que se obtiene de una combinación de recursos del Contrato de Préstamo No. 2080 suscrito entre CONAVI y el Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE), el Fondo Vial del CONAVI y el presupuesto nacional.

Para supervisar la obra, el Estado contrató al consorcio español Boma- Impasa- Cicsa- Alatec, quien inició su trabajo con la revisión y validación de los diseños y ahora en el proceso de construcción supervisan la obra con 16 especialistas en las áreas de ingeniería, jurídico y financiero, más un equipo a pie de obra que supera los 10 técnicos.

“Este grupo de profesionales da seguimiento a aspectos eléctricos, mecánicos, estructural, geológicos, hidrología costera, el cronograma de trabajo, materiales empleados, pruebas de campo, ensayos de laboratorio, entre otros para garantizar el cumplimiento del contrato y que las obras que se desarrollen cumplan con los requisitos. Este es un factor importante para dar seguridad a la ciudadanía de un ejercicio transparente y efectivo en una mega obra de estas dimensiones”, indicó el Ministro de Obras Públicas y Transportes, Ing. Carlos Villalta.

Galerías y vídeos portuarios