Rodrigo Monsalve: En el sistema portuario “hay una asimetría regulatoria que debiera eliminarse”
Foto: PortalPortuario.cl
Foto: PortalPortuario.cl

“Duro”. Así califica el año 2015 en la Región del Bio Bio, según Rodrigo Monsalve, gerente general de la Portuaria Talcahuano-San Vicente. A juicio del ejecutivo, la zona es una de las más competitivas del sistema portuario nacional, teniendo -además- una asimetría en términos regulatorios al existir centros portuarios concesionados y privados de uso público, valla que debiera eliminarse a juicio del ejecutivo.

“La Región del Bio Bio tiene una condición especial que yo diría que es única en la cual hay un puerto concesionado bajo la ley 19.542 que compite con dos puertos privados que son Lirquén y Coronel y ahí hay una competencia en la que los puertos no están regulados por las mismas normas y eso da más exigencias al puerto concesionado, así que yo creo que ahí hay una asimetría regulatoria que debiera eliminarse”, aseguró Monsalve en entrevista con PortalPortuario.cl. 

¿Cree que eso debiera ser abordado dentro del proyecto de fortalecimiento de la Autoridad Portuaria?

Absolutamente y tiene que ver con la Ley Larga de Puertos que debiera hacerse cargo de esa realidad que hoy en día existe en forma objetiva y de impacto en la Región del Bio Bio y que, en el futuro, en otras regiones también aparezca esa realidad. 

¿Qué camino debiera seguirse para soslayar esas diferencias? ¿Se debiera radicar todo el sistema en una Subsecretaría?

Esos son ámbitos que están en otro nivel de decisión. No manejo toda la información para decir cuál es la mejor opción, pero sí está la comisión de innovación logística que, tengo entendido, que debe estar por entregar si es que ya no entregó el informe a la presidenta de la República y en ese informe vienen sugerencias de caminos a seguir.

¿Cómo fue el 2015 para Talcahuano-San Vicente?

Duro… duro, porque hay bastante movimiento, ya que al ser una región de bastante competencia, las navieras incluso antes de terminar sus contratos hacen negociaciones de forma anticipada y el movimiento en esta vuelta de carga no fue favorable para San Vicente y eso en un marco en que las exportaciones han crecido de forma bastante marginal, de manera que hay que redoblar los esfuerzos. 

¿La crisis económica ha influido en la actividad portuaria del Bio Bio?

No tanto, porque nuestros puertos son básicamente de exportación. Si bien los precios de las materias primas exportadas han disminuido, en celulosa menos que en madera serrada, el tipo de cambio favorece, de manera que algunos destinos de madera serrada se han visto afectados y el tema de la celulosa no ha tenido efectos negativos.

En ese escenario ¿Cómo se proyecta el año 2016?

Yo diría que tendrá tendencia al crecimiento. En San Vicente hay una diversificación de clientes producto que ahora hay una capacidad disponible y eso aumentará una vez que terminen las obras de ampliación a fines del 2017 y eso hace que el área comercial de nuestro concesionario esté bastante activa en buscar nuevas cargas, nuevos clientes y ver las posibilidades de importación para la zona sur de nuestro país. Por lo tanto, habrá bastante actividad y el Puerto de Talcahuano; por su parte, tiene que seguir trabajando en lo que son las cargas especiales, ellos debieran evaluar de tener una grúa permanente en el puerto para acceder a algunas líneas de contenedores de naves de menor calado y, por nuestra parte, como autoridad portuaria estamos trabajando un comité público-portuario, estamos trabajando en el consejo ciudad-puerto y somos parte de quienes están trabajando la conexión de la ruta interportuaria con el puerto de San Vicente que se enlaza con el puente industrial sobre el río Bio Bio que debiera estar listo en 2018.

El Ministerio de Transportes anunciará un cronograma de inversiones para la macrozona central. Ustedes, siendo parte de la zona centrosur ¿qué esperan de lo que pueda decir Andrés Gómez-Lobo?

Creo que debiera ir por la conexión de la ruta 160, el puente industrial, la conexión de la interportuaria, el mejoramiento de los accesos a la ruta 5 y ojalá también algo de inversiones mayores en ferrocarriles. Hay unos proyectos de soterramiento de la línea ferroviaria por Concepción que nosotros esperamos no afecte las trenadas de carga, también Concepción necesita una conexión ferroviaria de carga con la matriz ferrovial, porque hoy entra por San Rosendo que es una trocha de velocidad muy baja y se pudiera intentar algo por la zona de la ruta del Itata. Por otro lado, el Ministro de Obras Públicas (Alberto Undurraga) ha hablado de los pasos y sabemos que dentro de las prioridades está el Pehuenche que es del Maule que va a hasta Linares.

¿Pero no les serviría más Pichachén?

Hay divergencia de opiniones en la Región. En mi opinión Pichachén es un paso necesario, pero va a ser, en una primera etapa, va a ser un paso ciudadano y turístico más que de carga, porque el tema de carga está cubierto por Pino Hachado en la región de la Araucanía y por Pehuenche en el Maule, de manera que Pichachén es necesario y debiera partir ahora ya para que sea un paso permanente para vehículos livianos y, después de eso, ver como se dan las cosas para hacer las inversiones adicionales para vehículos pesados.

El intendente de Valparaíso, Gabriel Aldoney, dijo -hace poco más de un mes- que  la Región debía ser un centro portuario que “haga frente” a la Región del Bio Bio ¿Qué sienten ustedes allá cuando escuchan afirmaciones como esa?

(Sonrisa) No estaba al tanto de esas declaraciones, pero el intendente de Valparaíso sabe mucho de puertos y las características de nuestra Región es que nosotros hace más de diez años estamos trabajando en una organización de hecho que es la mesa Comex, impulsada en su momento por el intendente Tohá y que ha generado una interacción entre el sector público-privado muy potente. A través de esa mesa hemos hecho el Surlog que tiene algunas partes de las que tiene Silogport y allá estamos trabajando con la conexión con el Sicex y, permanentemente, estamos levantando brachas existentes y que afectan al comercio exterior y eso ha hecho que la región sea competitiva.

¿Qué brechas han detectado?

Hemos visto que las condiciones de aforo en los distintos puertos de la región no son las que nosotros quisiéramos, porque están en un nivel sub estándar y estamos trabajando los puertos con los servicios públicos para, en el breve plazo, mejorar esas condiciones. Otra brecha que se trabajó este año es la circular de Aduanas que entra en vigencia el 1 de enero que es un mandato de Hacienda en que lo que antes era falta pasa a ser delito, por lo tanto ahí se deben mejorar los sitemas con tecnología para que eso se haga en forma virtual. Ahora en la Región del Bio Bio se da la curiosidad que el número de contenedores aforados es de menos del 1% en circunstancia que antes era del 5%. En una de esas la solución es aumentar el número de aforos antes de estar contando los contenedores para ver lo que viene, pero la Ley está, hay que adaptarse y a través de la mesa Comex se hizo un estudio y cada puerto está presentando su solución  a Aduanas. En el caso de nuestro concesionario en San Vicente, ellos tienen un instrumento que es el Container Express que hace la programación de la llegada de los camiones y esa ha sido una buena solución. 

 

Galerías y vídeos portuarios