SEA entrega nuevas observaciones a proyecto de expansión del Terminal 2 de Valparaíso ¿Encontraste un error? Avísanos

Por Redacción PortalPortuario.cl

@PortalPortuario


El Servicio de Evaluacion Ambiental (SEA) entregó un nuevo informe con observaciones al proyecto de expansión del T2 del Puerto de Valparaíso que, mediante una inversión de 500 millones de dolares, la empresa Terminal Cerros de Valparaíso pretende llevar a cabo entre el sector del espigón y la calle Edwards.

En el documento emitido el 23 de octubre, el organismo pide al concesionario corregir diversos aspectos presentados en la Adenda complementaria con la que el operador portuario respondió al Icsara 2.

Cantera

En este sentido, la entidad ambiental pide aclarar o corregir los límites del polígono del sector Fundo Los Perales en relación al sistema de captación de agua potable. A su vez, TCVAL deberá entregar más antecedentes sobre la fase de cierre de ese sector desde donde se extraerán las rocas para la expansión del muelle.

“Al respecto, se solicita al titular aclarar a qué parte del rajo correspondería el volumen necesario a rellenar y cómo se obtuvo dicha cantidad. Esto, ya que como se señaló en el acápite de la presente observación, es de toda lógica pensar que el material sobrante es insuficiente para el relleno de la cantera, sin embargo, en el balance realizado existiría material sobrante, dando a entender que la restauración de la geoforma sería completa”, dice el documento.

Sobre esto mismo, el SEA solicita se entregue mayor información sobre las especies que se plantarán para recuperar la cubierta vegetal, así como el manejo y los efectos que tendría el “Plan de Restauración Paisajística”.

Dragado

Otro aspecto que aborda el informe es  el manejo de los sedimentos marinos que deberán ser retirados para la ejecución de la obra. En ese punto, “se solicita al titular presentar la caracterización físico-química de los sedimentos de fondo del área de influencia del punto de vertimiento, considerando para ellolos mismos parámetros analizados en el área de dragado (sector TCVAL), así como la comparación con las mismas normas de referencias utilizadas en ésta. Cabe destacar que, dicha caracterización es uno de los contenidos técnicos necesarios para el otorgamiento del Permiso Ambiental Sectorial”.

Sobre esta materia, el SEA efectúa varias observaciones sobre los impactos que tendrá el ejercicio de dragado y el vertimiento del sedimento en el sector escogido, pidiendo aclaraciones sobre la presencia de hidrocarburos y metales, así como sobre las normas internacionales con las que se efectuaron las mediciones que no establecerían parámetros respecto de la presencia de esos elementos químicos.

Al respecto, el organismo exige a TCVAL aclarar una serie de discrepancias respecto de las distintas mediciones efectuadas para detectar la presencia y toxicidad de metales y elementos químicos presentes en los sedimentos a dragar.

A su vez, se pide al concesionario aclarar cómo el vertimiento del material dragado podría afectar al zooplancton e ictiofauna en el punto de vertimiento  mayor a mil metros de profundidad.

Patrimonio cultural

El Sea, de igual forma, planteó observaciones sobre las medidas compensatorias presentadas por TCVAL para sopesar los impactos al patrimonio cultural que se vería afectado por el emplazamiento del frente de atraque de 700 metros lineales y el posterior montaje de equipamiento y manejo de contenedores.

“Se reitera al titular la solicitud de evaluar los impactos que tendría el Proyecto sobre las ZCH e Inmuebles de Conservación Históricas (ICH) que se ubican dentro de su área de influencia. Esto, ya que en dichos acápites no se consideran los elementos patrimoniales señalados, y tampoco se hace un análisis de cómo o de qué forma dichos eventuales impactos serían absorbidos o estarían contenidos dentro de los impactos identificados sobre los Monumentos Nacionales”, indicó el organismo.

A su vez, el Sea considera que las compensaciones patrimoniales como la restauración del Ascensor Lecheros ” serían insuficientes para compensar el grado de afectación que generarían sobre los atributos de la componente mencionada y no producirían beneficios de importancia al patrimonio afectado. Debido a esto, y a lo observado al respecto en el presente Icsara Complementario 2,  se solicita al titular readecuar las medidas de compensación, de manera tal de que cada impacto significativo identificado esté asociado a una medida de compensación acorde a la afectación que generaría, y, en su conjunto, puedan generar el efecto positivo alternativo y equivalente que se requiere para acreditar que las medidas propuestas se hacen cargo adecuadamente de los impactos generados sobre la componente Patrimonio Cultural”.

Para dicho fin, el Sea propone la elaboración y ejecución de un Plan Maestro de Espacios Públicos para el borde costero de Valparaíso, que incluya la integración de los distintos paseos desde Las Torpederas hasta Yolanda, la recuperación y mantención de los trolebuses como sistema de movilidad de la ciudad, un aporte concreto a un proyecto de mejoramiento urbano de gran envergadura en la zona urbana, la elaboración del diseño y ejecución de un proyecto real de conexión de paseo por el borde costero para la ciudad de Valparaíso, desde playa San Mateo hasta el Muelle Barón (con sistema de movilidad peatonal y ciclista), un proyecto de recuperación y mantención de fachadas a lo largo de las avenidas longitudinales Cochrane, Blanco y Errázuriz, entre Plaza Sotomayor y Plaza Wheelwright, además de las calles transversales Márquez, La Matriz, Clave y Almirante Gómez Carreño y la recuperación y habilitación de escaleras urbanas públicas en la ZT Área Histórica de Valparaíso, mediante incorporación de pavimentos, iluminación, barandas, bancas y basureros, entre otros.
El Sea, a su vez, exige aclaraciones sobre la conservación y tratamiento del patrimonio cultural subacuático.
Por otro lado, el Sea pide dar mayores antecedentes sobre cómo las grúas que usará el concesionario se “mimetizarán” con el paisaje.
“Para ello, el titular deberá establecer un parámetro claro o metodología que permita medir la efectiva mimetización de las grúas y la evaluación de las condiciones de visibilidad desde los puntos de observación señalados”, apuntó el órgano gubernamental.

Emergencias

La entidad medioambiental también solicita al concesionario ser más específico sobre los posibles efectos de emergencias como incendios y tsunamis sobre el entorno.

Sobre este punto, el organismo pide dar detalle sobre las medidas preventivas y reactivas sobre incendios forestales, los efectos que tendría el desplazamiento de contenedores sobre los edificios de la calle Errázuriz en caso de tsunami y el impacto sobre el área de inundación.


 

 

 

Compartir




ESPECIAL COVID-19
Ver más noticias

Ver mais conteúdos