http://portalportuario.cl/wp-content/uploads/2016/12/logo-Portal-NEW9-01.png

TPS valora dichos del timonel de la Camport sobre el conflicto de las cargas limpias

Terminal Pacífico Sur (TPS) valoró las declaraciones realizadas por el presidente de la Cámara Marítima y Portuaria de Chile (Camport), Jorge Marshall, quien aseguró que el conflicto de las cargas limpias -que mantiene enfrentados, incluso judicialmente, al operador del T1 y sus trabajadores con la Empresa Portuaria de Valparaíso- es un “problema de gestión”.

 En esa línea, Terminal Pacífico Sur Valparaíso (TPS) indicó que con este planteamiento, más aún cuando se trata de un conflicto que se pudo haber evitado si se hubieran tomado las decisiones correctas y no discriminatorias por parte de la Empresa Portuaria Valparaíso.

De acuerdo al concesionario, en la actualidad y tal como se ha comprobado con información operacional, el hecho de no poder aforar carga en el puerto hace que el proceso sea más caro, quitándole competitividad al principal puerto del país. A causa de la prohibición de aforar carga en Valparaíso los costos ya subieron en $120.000 por contenedor, situación que beneficia de manera directa a la competencia y que además causa un daño en las fuentes de empleo que el puerto puede generar.

“El conflicto de las cargas limpias sigue sin solución y da pie a una discriminación que daña la libre competencia, afectando a pequeñas y medianas empresas y a la economía de Valparaíso, que depende en un 30% de la actividad marítimo portuaria. Tomando en consideración este dato, estamos frente a un problema que fue creado por malas decisiones que impactan negativamente en la gestión del principal puerto de Chile”, señaló Francesco Schiaffino, gerente general de TPS Valparaíso.

Cabe recordar que el Servicio Nacional de Aduanas en enero de este año autorizó la realización de aforos en TPS, y solicitó al concesionario la construcción de instalaciones para que los fiscalizadores pudieran realizar su labor, lo que Terminal Pacífico Sur cumplió a cabalidad a principios del mes de septiembre, con una inversión de 330 millones de pesos.

El denominado “conflicto de las cargas limpias” se arrastra desde hace más de un año y podría significar -según estimaciones de TPS- un aumento de costos para la cadena logística de Valparaíso de $ 2.000 millones al año por la obligación de aforar las cargas en la Zeal en lugar de hacerlo en el puerto, lo que además impactaría negativamente las fuentes de trabajo de una actividad que representa más del 30% de la economía de Valparaíso.

Al respecto, Cristian Calvetti, gerente de Asuntos Corporativos de EPV, indicó que “hubo un primer pronunciamiento de la Corte de Apelaciones que marcó los principios sobre los que como Puerto Valparaíso hemos sostenido la defensa de nuestro modelo logístico y de los beneficios en cuanto a competitividad y eficiencia que éste ha entregado, desde que fue implementado, a los distintos actores, incluyendo a nuestros concesionarios”.

“Tal como hemos señalado anteriormente, esperamos un nuevo pronunciamiento de la justicia, el cual nos comprometemos a acatar. Hemos insistido en que es necesario cuidar un modelo logístico que ha permitido optimizar los espacios y recursos de nuestros terminales portuarios, permitiendo reducir costos y tiempos, y que implicó un trabajo coordinado con todos los actores de nuestra comunidad portuaria”, concluyó Calvetti.

http://portalportuario.cl/wp-content/uploads/2015/10/banner_1.gif

http://portalportuario.cl/wp-content/uploads/2015/09/Banner-EPV-224x114.gif

http://portalportuario.cl/wp-content/uploads/2016/11/epi_nov.gif

http://portalportuario.cl/wp-content/uploads/2016/08/BANNER-ANTOFAGASTA.gif

http://portalportuario.cl/wp-content/uploads/2016/10/banner-puerto-arica.gif

http://portalportuario.cl/wp-content/uploads/2016/11/unnamed-1.png

http://portalportuario.cl/wp-content/uploads/2015/10/TCVAL.gif

http://portalportuario.cl/wp-content/uploads/2016/03/3_MODIFICADO.gif

http://portalportuario.cl/wp-content/uploads/2016/02/CocinamarBanner1-1.png

TPS valora dichos del timonel de la Camport sobre el conflicto de las cargas limpias

Terminal Pacífico Sur (TPS) valoró las declaraciones realizadas por el presidente de la Cámara Marítima y Portuaria de Chile (Camport), Jorge Marshall, quien aseguró que el conflicto de las cargas limpias -que mantiene enfrentados, incluso judicialmente, al operador del T1 y sus trabajadores con la Empresa Portuaria de Valparaíso- es un “problema de gestión”.

 En esa línea, Terminal Pacífico Sur Valparaíso (TPS) indicó que con este planteamiento, más aún cuando se trata de un conflicto que se pudo haber evitado si se hubieran tomado las decisiones correctas y no discriminatorias por parte de la Empresa Portuaria Valparaíso.

De acuerdo al concesionario, en la actualidad y tal como se ha comprobado con información operacional, el hecho de no poder aforar carga en el puerto hace que el proceso sea más caro, quitándole competitividad al principal puerto del país. A causa de la prohibición de aforar carga en Valparaíso los costos ya subieron en $120.000 por contenedor, situación que beneficia de manera directa a la competencia y que además causa un daño en las fuentes de empleo que el puerto puede generar.

“El conflicto de las cargas limpias sigue sin solución y da pie a una discriminación que daña la libre competencia, afectando a pequeñas y medianas empresas y a la economía de Valparaíso, que depende en un 30% de la actividad marítimo portuaria. Tomando en consideración este dato, estamos frente a un problema que fue creado por malas decisiones que impactan negativamente en la gestión del principal puerto de Chile”, señaló Francesco Schiaffino, gerente general de TPS Valparaíso.

Cabe recordar que el Servicio Nacional de Aduanas en enero de este año autorizó la realización de aforos en TPS, y solicitó al concesionario la construcción de instalaciones para que los fiscalizadores pudieran realizar su labor, lo que Terminal Pacífico Sur cumplió a cabalidad a principios del mes de septiembre, con una inversión de 330 millones de pesos.

El denominado “conflicto de las cargas limpias” se arrastra desde hace más de un año y podría significar -según estimaciones de TPS- un aumento de costos para la cadena logística de Valparaíso de $ 2.000 millones al año por la obligación de aforar las cargas en la Zeal en lugar de hacerlo en el puerto, lo que además impactaría negativamente las fuentes de trabajo de una actividad que representa más del 30% de la economía de Valparaíso.

Al respecto, Cristian Calvetti, gerente de Asuntos Corporativos de EPV, indicó que “hubo un primer pronunciamiento de la Corte de Apelaciones que marcó los principios sobre los que como Puerto Valparaíso hemos sostenido la defensa de nuestro modelo logístico y de los beneficios en cuanto a competitividad y eficiencia que éste ha entregado, desde que fue implementado, a los distintos actores, incluyendo a nuestros concesionarios”.

“Tal como hemos señalado anteriormente, esperamos un nuevo pronunciamiento de la justicia, el cual nos comprometemos a acatar. Hemos insistido en que es necesario cuidar un modelo logístico que ha permitido optimizar los espacios y recursos de nuestros terminales portuarios, permitiendo reducir costos y tiempos, y que implicó un trabajo coordinado con todos los actores de nuestra comunidad portuaria”, concluyó Calvetti.