José Llorca: “Las navieras quieren controlar toda la cadena logística” ¿Encontraste un error? Avísanos

Por José Francisco Díaz

@PortalPortuario


El presidente de Puertos del Estado, José Llorca, pronosticó que el actual proceso de alianzas que llevan adelante las compañías navieras alrededor del orbe, apunta a tomar el control de todos los aspectos involucrados en la cadena logística.

En entrevista concedida a PortalPortuario.cl -con motivo del V Encuentro Regional de Cruceros y Turismo Náutico Fluvial, realizado en Colonia del Sacramento– la máxima autoridad portuaria española puso como ejemplo de su reflexión a Portugal, país que recientemente privatizó su sistema de ferrocarriles de carga.

“Adivinen quién se quedó con la compañía, MSC la segunda naviera del mundo”.

¿Cómo ve el actual escenario de la industria naviera?

Nos gusta analizar este contexto desde lo que llamamos la implementación de la economía 4.0, la digital, la cual nos lleva a la digitalización de todos los procesos, a la eliminación de la intermediación y entendemos que a ese camino están apostando las estrategias empresariales.

Controlar todo…

Se trata de eliminar en el transporte marítimo, al igual que en todos los aspectos de la cadena logística, el menor movimiento de vacíos. Aunque parezca mentira se mueve mucho contenedor vacío y por tanto su gestión es un tema muy relevante. El camino lleva a que las navieras compartan equipamiento, barcos en base a sus alianzas para tener los mecanismos que impidan el movimiento de vacíos, el cual creo es uno de los objetivos fundamentales de toda la política.

Además de tener un mayor poder negociador…

Por supuesto, tener un mayor poder de presión y eso les lleva obligatoriamente a favorecer el control total de la cadena logística y por tanto no solo la naviera, sino que todos aquellos aspectos administrativos asociados. Ir un paso más allá con el control del ferrocarril, el de los puertos secos interiores, porque la opción de la navieras es conseguir, lógicamente, puntos de consolidación de la carga en el interior del territorio para encaminar a través del ferrocarril y del transporte terrestre a sus propios terminales y barcos.

¿Cuál es la situación particular de España?

Con las fusiones y las alianzas prácticamente el transporte marítimo está controlado por muy pocas manos, con un poder de decisión enorme. En España hemos tenido una compra masiva de terminales portuarias por parte de las navieras y no solo de terminales de contenedores, sino que de puertos interiores, porque tienen la intención y voluntad de controlar el tránsito marítimo y la intermediación asociada a la cadena de valor, quizás el caso más ejemplificador en está tendencia es Portugal que recientemente privatizó sus ferrocarriles de carga y adivinen quien se quedó con la compañía, MSC la segunda naviera del mundo.

En los cruceros se está observando un fenómeno similar…

En el caso de los cruceros, En España, cuatro armadores controlan el 85% del mercado, con un poder de negociación enorme y lo ejercen. Las compañías tienen un poder de presión ante las autoridades fundamentalmente en los puertos y nos pasa prácticamente lo mismo en el mercado de contenedores.

Seguir controlando todo…

Esto les sirve para favorecer a algunas ciudades como puerto base y este es un camino que se va a profundizar en el futuro. Un mayor poder de negociación, nos van a llevar a bajar los precios hasta lo indecible, pero no solo de tasas portuarias, sino que también de remolcadores, de armadores, de todo lo que pueda condicionar el costo total, porque si no van a ir a otros lugares.

Sin embargo, hay otros aspectos que están incidiendo en el mercado de cruceros: políticos, amenazas terroristas, entre otros…

Creo que el triunfo de los terroristas es que los ciudadanos vivamos con miedo, que cambiemos nuestros hábitos, creo que en el ámbito de los cruceros se tiene que dar una mejora de las condiciones de seguridad, ser muy estrictos en los embarques y desembarques, pero pensando en que el turismo de cruceros debe seguir y debe superar las condiciones de temor que puedan tener los clientes en ese sentido. El turismo y en particular el de cruceros es muy temeroso, lógicamente no quiere correr riesgos y está en su derecho, pero creo que todos debemos trabajar para no tener miedo y la vida continúe normal.

¿Cómo ve el mercado sudamericano?

Creo que hay dos tipos de cruceristas. El del Caribe que es más de disfrute del barco y el turista en Europa que es una mezcla de cultura y ocio. Eso lo permite el mediterráneo y ese es su éxito, porque puedes ir de Italia a Grecia y de ahí a Turquía, países con culturas muy distintas que permiten una navegación nocturna cambiando completamente de cultura. Creo que en Sudamérica habría que adaptarse no al perfil del Caribe, que busca sol y playas, creo que en esta zona hay que buscar el perfil cultural, paisajista, no tanto el de ocio, de casino, espectáculo. En Europa y Sudamérica  el éxito está en tierra, no en el mar, tenemos países, aunque de cultura parecida provenientes de ámbitos culturales distintos, por lo que creo que debería mirarse más el modelo europeo, más que el del Caribe.


 

 

Galerías y vídeos portuarios