Decisión de no construir muelle dedicado de cruceros en Valparaíso abre oportunidades para Talcahuano ¿Encontraste un error? Avísanos

Por Pablo Carrasco, Concepción

@PortalPortuario


La opción de no construir un muelle dedicado de cruceros, obra que se veía como la principal alternativa para recuperar esa industria en la ciudad Patrimonio de la Humanidad, abrió nuevas opciones para Talcahuano que ya consiguió “quitarle” siete recaladas de Ponant al Puerto de Valparaíso. 

En ese contexto, el debate que se instala en la Región del Bio Bio, que hasta antes del terremoto y tsunami del 27 de febrero de 2010, recibía entre cuatro y seis escalas de cruceros, está relacionada no sólo a qué tipo de servicios turísticos brindar a los visitantes, sino también que infraestructura se pondrá a disposición de esta industria.

El diputado por el distrito 20, Gastón Saavedra, indicó que “en el caso de Talcahuano debe considerarse como un proyecto de inversión construir un terminal de pasajeros, si es que queremos avanzar en serio en estas materias, si es que efectivamente nos interesa desarrollar esta industria, y si no, digámoslo”.

“Yo soy de los partidarios que, efectivamente, teniendo un tremendo potencial naviero y logístico, y si tenemos una tremenda oferta turística en la región, entonces las inversiones tienen que ser coherentes con respecto al desarrollo que queremos alcanzar”, señaló el parlamentario y exalcalde de Talcahuano.

Saavedra, quien comenzó a reinstalar la marca Talcahuano en ferias internacionales de cruceros durante su periodo como alcalde, aseguró que la Región del Bio Bio debe estar abierta en términos portuarios de poder desarrollar “actividades múltiples” para dar espacio a la carga y los pasajeros.

“Tiene que ser multipropósito, uno no se contrapone a lo otro. Me toco visitar como alcalde la Seatrade que se realiza en Miami y uno observa que los sitios están perfectamente asignados al transporte de carga, al transporte de pasajeros. Y es un puerto que hace actividades múltiples y el país no se viene abajo, todo lo contrario, se potencia, así que no sé por qué no deberían convivir ambas actividades”, sostuvo el dipitado.

Por su parte, el alcalde de Talcahuano, Henry Campos, comentó que la decisión de la Empresa Portuaria de Valparaíso de no dar continuidad al proyecto de muelle dedicado representa una oportunidad para su comuna y, coincidiendo con su antecesor, aseguró que se deberá saber compatibilizar la atención de naves de carga y de pasajeros.

“Hay que saber compatibilizar el desarrollo productivo y el trabajo que se desarrolla en los puertos. No sé si será incidente o no en esa decisión (de EPV) que Talcahuano haya traído una línea de cruceros. Lo que sí siento es que tenemos que seguir trabajando coordinadamente con las empresas portuarias para evitar estas situaciones de controversias que se han generado cuando llegan los cruceros”, subrayó Campos.

“En el caso de Ponant,  hoy día tiene siete recaladas para la temporada 2020-2021, incluyendo ir a Rapa Nui. Entonces, hoy día se ha ido mejorando la oferta y creo que hay que trabajarlo coordinadamente con mucha anticipación para evitar que, en ese día, recalen dos embarcaciones y se tenga que empezar a definir cuál es la prioridad”, afirmó el alcalde.

Ambas autoridades remarcaron, además, que Talcahuano cuenta con proximidad a centros turísticos e históricos a nivel comunal como dentro del área metropolitana de Concepción, pero también con el Aeropuerto Carriel Sur, el Astillero de Asmar junto con poseer facilidades para el suministro de víveres, agua y combustible.

Cabe recordar que, el 21 de diciembre del año pasado, el Puerto de Talcahuano recibió por segunda vez al Le Soléal que embarcó a 240 pasajeros, luego de haber hecho una escala para mantención en Asmar. La nave ya había estado en ese muelle en octubre de 2016 cuando desembarcó a 12 pasajeros e hizo recambio de tripulantes antes de dirigirse al astillero.

Tras estas experiencias, la línea anunció -en mayo de este año- que su nuevo homeport en Chile sería Talcahuano.  Desde esta comuna del sur de Chile, en 2021, la naviera ofrecerá incluso un viaje hasta el Puerto de Guayaquil, en Ecuador, con escalas en Coquimbo, Iquique y Arica en su nave Le Boréal. 


 

Compartir