ASP-B amplía plazo para programación y despachos de mercancías tras reclamos de transportistas en Arica ¿Encontraste un error? Avísanos

Por Redacción PortalPortuario.cl

@PortalPortuario


Tras los reclamos de transportistas, a los que se sumaron gremios empresariales, la Administración de Servicios Portuarios de Bolivia (ASP-B) se allanó a ampliar el plazo de programación y despachos de mercancías en tránsito ingresadas por el Puerto de Arica con destino al país altiplánico.

Las protestas, cabe recordar, sugieron contra la estatal boliviana -que opera como agente aduanero para cargas importación de ese país a partir del Tratado de 1904- debido a su negativa en suscribir el acuerdo tarifario con descuentos de hasta 38% ofrecido por la Empresa Portuaria Arica y el concesionario TPA tras vencerse -el 4 de agosto- la tabla que contenía los valores públicos suscritos en 2019.

En este contexto, la ASP-B cayó en el no pago de servicios, haciendo solo un abono, lo que obligó al puerto ariqueño iniciar cobros anticipados. De la misma manera, la empresa boliviana bloqueó la salida de aquellas cargas que habían sido pagadas directamente a TPA, generando el malestar de los transportistas que quedaron inmovilizados en el complejo.

Después de las primeras quejas, la entidad boliviana dejó salir las primeras cargas, ampliando -ahora- su plazo hasta el 5 de octubre.

Por medio de un comunicado, la ASP-B indicó que “la Administración de Servicios Portuarios – Bolivia amplía excepcionalmente el plazo para la programación y despachos de mercancías en tránsito a Bolivia, hasta el 5 de octubre de este año”.

La estatal indicó que hace esa ampliación en respuesta a los reclamos de los operadores bolivianos en el Puerto de Arica y con la finalidad de que cuenten con el tiempo necesario para realizar la planificación y carguío.

Lejos de reconocer la deuda y también los trastornos al transporte y al comercio exterior boliviano que ha ocasionado la falta de acuerdo, la ASP-B insistió en culpar a TPA de “cobros irregulares” y “demoras”.

Finalmente, la ASP-B que, desde el 30 de julio decidió no avanzar en las negociaciones con el Puerto de Arica, aseguró que mantiene su “más amplia voluntad” de llegar a un nuevo acuerdo tarifario con la EPA, pero “sin imposiciones”

sin imposiciones ni presiones en beneficio del comercio exterior boliviano, para la normalización plena de las operaciones portuarias de Arica.


 

Compartir




ESPECIAL COVID-19
Ver más noticias

Ver mais conteúdos